Stablecoins, las monedas digitales del futuro

0
13

Cuando aún no nos hemos acostumbrado a los términos de criptomoneda, bitcoin o blockchain, el mercado de la moneda virtual vuelve a evolucionar con la aparición de las stablecoins.

Las criptomonedas, con el Bitcoin a la cabeza, surgen como una forma de dinero digital que no tiene un emisor, terminando así con el papel de las entidades financieras.

Sin embargo, debido a su volatilidad, han surgido los stablecoins, que terminan con esta característica negativa que ha conseguido contrarrestar las ventajas de este tipo de monedas, como son el bajo coste de sus transaccion, su alcance global o la descentralización.

Bitcoin

El Bitcoin fue la primera de las criptomonedas que salió al mercado financiero. Esta moneda fue creada por un desconocido que se hace llamar  “Satoshi Nakamoto”, el cual publicó un artículo describiendo un sistema de pagos P2P al que denominó Bitcoin.

Al cabo de unos meses, él mismo publicó la primera versión del software que permite gestionar la red de la moneda.

El Bitcoin se basa en una red de ordenadores descentralizada, lo que suponen nodos repartidos por todo el mundo con copias de todas las transacciones que se han realizado.

Dentro de esta red existen los “mineros” que son personas que forman parte de los nodos, y que poseen el incentivo de que, cada vez que se generan Bitcoins nuevos, éstos se reparten entre ellos.

Otro concepto importante a tener en cuenta en este mundo es el de “exchanges”, los cuales te permiten cambiar monedas como el euro o el dólar a Bitcoins. Una vez conseguidos tus Bitcoins, se almacenan en carteras o “wallets”, que son aplicaciones que permiten guardar o intercambiar este tipo de dinero.

La cantidad de criptomonedas que se emiten al año está determinada por un algoritmo, el cual, cada cuatro años, reduce a la mitad la cantidad de monedas que produce, emitiéndose, simplemente, un total de 21 millones de Bitcoin.

Esta es una de las razones del gran éxito que han tenido este tipo de monedas, ya que con la moneda normal, los bancos cambian el valor bajo su propio criterio.

 Blockchain

Este sistema es el que permite el uso de las criptomonedas, ya que elimina los intermediarios y crea un sistema descentralizado.

Su significado es, literalmente, cadena de bloques. Es una red de datos distribuida, constituida por cadenas de bloques diseñadas para que no se puedan modificar, a través de un sistema de encriptación y enlazando la información con el resto de bloques.

Se podría decir que es un libro de cuentas enorme donde los registros (bloques) están encriptados y enlazados entre sí, con el objetivo de salvaguardar la privacidad y seguridad de las transacciones, ya que los clientes son sólo cuentas digitales en un gran sistema de carteras.

Al enviar el Bitcoin, el proceso da inicio a un complejo protocolo de funcionamiento que tendrá como finalidad el traslado del Bitcoin de la cartera a otra. Primero, los usuarios de la red comprobarán que, efectivamente, la cuenta de inicio tiene la cantidad necesaria para realizar la transacción y que, además, no se haya gastado dicho Bitcoin antes (Double Spending).

Una vez comprobado esto, se anota la transacción que posteriormente pasará a formar parte del bloque de transacciones.

Stablecoins

Pese a la gran cantidad de ventajas, como hemos visto, que tienen las criptomonedas, su alta volatilidad ha conllevado la primera crisis del mercado de moneda virtual. Intentando contrarrestar este problema, se han creado las stablecoins, un tipo de criptomoneda con precio fijo.

En la mayoría de las criptomonedas, el precio (en dinero “real”) se determina por el suministro y la demanda. Por el contrario, las stablecoins están diseñadas para alcanzar un precio constante y estable.

Diferentes tipos de stablecoins

  • Cantidad fija garantizada

Las Stablecoins están garantizadas por una cantidad igual de moneda fiduciaria mantenida por un custodio. Los titulares tienen la garantía de canjear su token por el valor estable elegido para la paridad, fijada en una relación 1:1.

Este sistema garantiza unos precios estables, aunque puede acabar con el concepto de descentralización de la tecnología Blockchain, debido a la necesidad de un custodio.

Además, se requiere de una gran cantidad de capital para respaldar una adopción masiva de Stablecoins.

Dentro de este tipo, se incluyen Tether, TrueUSD, Digix Gold y la futura USD Coin.

  • Colateralizados con criptomonedas

Respaldados por las reservas de otra criptomoneda. Lo malo de este tipo es que su respaldo es una criptomoneda volátil, que es lo que intenta evitar el Stablecoin por definición. Para terminar con esto, se emite el Stablecoin a un valor que sea el doble de la criptomoneda. Es decir, si el stablecoin cotiza a un euro, su respaldo deberá ser el doble de ese valor.

Dentro de esta clasificación se incluyen BitUSD y Dai.

  • Stablecoins no colaterizados

La tercera categoría de criptomonedas estables agrupa a las no colateralizadas, que  no cuentan con una garantía respaldada por activos.  La estabilidad de precios se logra a través de un enfoque llamado Seigniorage shares.

En estos casos los contratos inteligentes se programan para parecerse a un banco de reserva, lo que permite aumentar y disminuir el suministro de dinero dentro del Blockchain.

Con esto se logra que el valor de la criptomoneda estable se adecúe  al valor de un activo vinculado, como el euro. Funciona bajo el principio de oferta y demanda. Si la moneda se cotiza muy alto, el contrato inteligente quita fichas y aumenta el suministro, disminuyendo el valor del token.

Dentro de esta categoría se hallan NuBits y Basis (Basecoin).

Aplicaciones de las stablecoins

  • Moneda Cotidiana

Se podrán usar como dinero digital y realizar pagos con ellas en Internet. Incluso se podrá pagar con ellas a través del móvil.

Una de sus mayores ventajas es que se podrán usar para pagos en el extranjero, sin necesidad de conversión.

Pagos punto a punto

Se pueden usar para pagar contratos inteligentes como, por ejemplo, los de trabajadores de una empresa. Con ellas todo será automático y transparente, quitando a los bancos de en medio.

Envío de dinero

Con este tipo de dinero es mucho más sencillo y rápido enviar dinero al extranjero. Además, el coste de este tipo de transacciones será mucho menor.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.