¿Cómo comenzar a vivir de las rentas inmobiliarias?

0
120
¿Cómo comenzar a vivir de las rentas inmobiliarias?

Rentas inmobiliarias. Una de las inversiones favoritas de los españoles son las rentas inmobiliarias, la cual representa un alza dentro de un contexto que en ahorros significa una escasa rentabilidad en los depósitos porque los intereses son muy bajos.

El momento para invertir en inmueble siempre ha sido oportuno, ya que es un bien que no se deprecia y que puede ser rentado manteniendo la propiedad y obteniendo ganancias.

Algunas inversoras han asumido el riesgo y partiendo de cero han logrado sobrevivir gracias a las rentas que obtienen mediante alquileres de inmuebles. Sin embargo, es importante conocer la nueva ley para estar informado de su aplicación y de todo lo que ella contrae.

Comprar pisos en España se ha convertido en una manera de invertir, y por ello, han surgido algunas personas vinculadas con asociaciones e inmobiliarias que ofrecen algunos cursos para dar a conocer todo lo que contrae la renta de alquileres, sobre todo, si se está comenzando en el mercado.

Las rentas inmobiliarias

Cuando se habla de rentas inmobiliarias no solamente se refiere a alquiler de viviendas, ya que los bienes inmuebles también incluyen trasteros, garajes, edificaciones, oficinas u otros.

Muchos inversores no solamente adquieren estos bienes para rentarlos, sino que aprovechan oportunidades de algunos inmuebles de bajo precio para luego revenderlos y obtener mayores ganancias.

La inversión inmobiliaria como renta y sus cálculos

Cada inversión inmobiliaria tiene características muy particulares, la mediana salarial en España, se encuentra alrededor de unos 17000 euros.

En aras de este precio nuestra meta es definir cómo ganar una determinada cantidad mensual mediante una inversión.

Si se quisiera obtener una ganancia mensual de 1200 euros limpios, se requiere poseer algunos pisos. Cuando se habla de limpios es que estén exentos de cualquier importe y que estos sean líquidos para tu bolsillo.

Un ejemplo pudiera ser que, si llegas a ingresar 3000 euros mensuales en alquileres, pero tus gastos acompañados de esos alquileres ascienden a 3500 euros mensuales, esto no te resultaría rentable, porque requerirías mayores ingresos para mantener tus inversiones.

Realmente lo que se busca es lo contrario al ejemplo, porque se quieren generar 1200 euros mensuales que funjan como la diferencia entre lo que se percibe mensualmente y todos los costes mensuales, incluyendo los impuestos.

El alquiler que tiene más demanda

Para ello, partiríamos de un ejemplo para ser mucho más claro el panorama de inquilinato. Imaginemos a una pareja que tienen como sustento la mediana salarial española.

Esto significa que el salario mensual entre ambos alcanza a 2400 euros.

En este caso, ellos podrían destinar en alquiler unos 720 euros (un 30%). Pero como constituyen una pareja que piensa en su futuro, se deciden a buscar una vivienda que no pase de los 600 euros mensuales.

Porque consideran que de esta manera tendrán la oportunidad de poder incrementar más su ahorro y su inversión, ya que su meta es vivir los primeros años como inquilinos, y después según sus planes, poder adquirir un piso propio.

Coste de la vivienda cuyo alquiler son 600 euros mensuales

En el mundo inmobiliario la diversidad de precios es muy grande. A veces resulta muy fácil adquirir pisos cuyo coste asciende a 145 mil euros o quizás un poco más y el cual apenas lo puedes alquilar por 600 euros al mes.

Otras puedes adquirirlas en unos 75 mil euros, con sus correspondientes impuestos y esa también es posible que llegues alquilarla por 600 euros al mes.

La diferencia está, en que los de 75, son inmuebles de vieja data y requieren de mayor mantenimiento, y otro factor a considerar es la zona donde estén ubicados. Quizás, carezcan de ascensor y constantemente requieran de alguna remodelación o reforma.

En algunas capitales españolas resulta difícil conseguir viviendas de 75 mil euros, pero en las provincias es más fácil encontrarlas.

Los riesgos son mayores cuando las viviendas son de vieja construcción. A veces ocurre también que, por razones de precio, los inquilinos no resultan tan responsables y corremos el riesgo de que caigan en impago.

Esta situación no nos conviene, porque lo que buscamos es vivir de las rentas y tener nuestro futuro asegurado.

Por ello, algunos inversionistas tienden a plantearse la adquisición de viviendas que se correspondan con lo que aspiran a ganar. Uno de ellas pudiera ser la que alcanza una media de 110 mil euros, ya que no resulta ni tan económica ni tan cara.

Además, la podemos alquilar por 600 euros al mes. Citando el ejemplo de una vivienda que fue adquirida en la primera etapa del covid por 122 mil euros y fue alquilada por 675 euros mensuales.

Las inversiones rentables y la selección del inquilino

Los cálculos para el alquiler del bien inmueble le corresponden al propietario, siempre ajustándose a la ley.

Otro aspecto importante es la selección del inquilino, ya que mediante conversación o entrevista se puede indagar el monto de sus ingresos, las personas que constituyen su núcleo familiar, su procedencia y si gozan de referencias anteriores con respecto a la puntualidad en los pagos.

Otros aspectos importantes a considerar son: la responsabilidad que tienen de cuidar el inmueble y devolverlo en su momento en las mismas condiciones de cómo lo recibieron.

Avisar al propietario de cualquier eventualidad relacionada con el inmueble y cumplir las cláusulas establecidas en el contrato de arrendamiento.

La inversión rentable y el bien ganancial

Cuando se invierte en un bien inmueble que llega alcanzar unos 110 mil euros, esta vivienda fácilmente puede ser alquilada en 600 euros mensuales.

Si es bien gestionada, en nuestro bolsillo pueden llegar a entrar unos 120 euros mensuales y más de 1400 euros anuales.

Esto significa que cada año, nuestro patrimonio puede llegar a aumentar de forma adicional en unos 2400 euros, que es la cantidad tope de ganancia, lo cual nos permitirá cancelar la hipoteca en el caso de que la hayamos solicitado.

Todos queremos asegurar el presente y el futuro en cuanto a modos de vida. La inversión inmobiliaria es una de las mejores opciones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.